Innovación en el diagnóstico de cáncer de ovario: la contribución de la IA al análisis de sangre.

Imágenes ampliadas de microbiología sangre enfermedad tumor cáncer generado por IA

Utilizando la inteligencia artificial para rastrear fragmentos de ADN asociados con tumores en la sangre, los científicos sugieren que podrían estar acercándose a una prueba precisa para un enemigo silencioso: el cáncer de ovario. Esta enfermedad, que ocupa el quinto lugar en la lista de causas principales de muerte por cáncer en los Estados Unidos.

La búsqueda de una «biopsia líquida» de alta precisión para los tumores de ovario ha sido un objetivo destacado en la investigación del cáncer. En este estudio, los investigadores se centraron en los pequeños fragmentos del material genético del tumor que se encuentran en la sangre de los pacientes.

El impacto devastador del cáncer de ovario: una enfermedad altamente letal.

«El cáncer de ovario es altamente letal, carece de marcadores biológicos efectivos para su detección temprana e intervención», afirmó el Dr. Victor Velculescu, autor principal del estudio y codirector del Programa de Genética y Epigenética del Cáncer en el Centro Oncológico Kimmel de Johns Hopkins, en Baltimore.

«Debido a las características de crecimiento y muerte rápidas de las células cancerosas, y a la complejidad de sus genomas en comparación con las células sanas, los pacientes con cáncer muestran patrones distintos de fragmentos de ADN en la sangre en comparación con los pacientes sin cáncer», explicó Jamie Medina, coautor del estudio y becario postdoctoral en el Centro Oncológico Kimmel.

Avances de la IA en la detección del cáncer de ovarios

El equipo confió en un programa de inteligencia artificial para analizar los fragmentos de ADN en la sangre de mujeres con y sin cáncer de ovario. Este programa combinó los datos con las mediciones de los niveles sanguíneos de dos biomarcadores de cáncer de ovario, las proteínas CA125 y HE4.

Los resultados fueron prometedores: la prueba mostró una especificidad del 99%, lo que significa que hubo muy pocos falsos positivos entre las mujeres evaluadas.

Anatomía de batalla entre cáncer y virus de guerra celular generada por IA

Velculescu enfatizó la necesidad de estudios más amplios para replicar y validar estos hallazgos iniciales, pero expresó optimismo.

«Este estudio se suma a una sólida línea de investigación que demuestra la eficacia de la fragmentación del ADN libre en la sangre y el aprendizaje automático para la detección de cánceres con alto rendimiento», dijo. «Nuestros resultados sugieren que este enfoque combinado ofrece un mejor rendimiento en la detección en comparación con los biomarcadores existentes».

FUENTE: Comunicado de prensa de la Asociación Americana para la Investigación del Cáncer./ Infobae

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿En que podemos ayudarle?